Archivo de la etiqueta: Indígena

Repsol Mata

Consecuencias del derrame de 14.000 barriles de petróleo en el rio Quijo, en el Parque de Cayambe-Coca

Consecuencias del derrame de 14.000 barriles de petróleo en el rio Quijo, en el Parque de Cayambe-Coca

El pasado 27 de febrero, unos 14.000 barriles de petróleo fueron derramados cerca de la Reserva Ecológica de Cayambe-Coca, en la amazonía ecuatoriana. El crudo, procedente del oleoducto de Crudos Pesados, ha afectado al río Quijos y a una importante zona boscosa, contaminando las aguas que bañan las poblaciones de San Carlos y San Luis. Sorprendentemente, la catástrofe no ha trascendido a los medios españoles pese a que la compañía responsable es Repsol YPF. La empresa, además, actuó de manera incompetente en el accidente, ya que no cerró el trasvase de crudo durante las 72 horas que precedieron al vertido, incrementando el volumen derramado.

Vertidos de petróleo en el Parque Nacional Yasuni

Vertidos de petróleo en el Parque Nacional Yasuni

Como recuerda Ecologistas en Acción en su comunicado oficial sobre el suceso, hace a penas una década tuvieron lugar múltiples protestas por la construcción del oleoducto donde se puso de manifiesrto la profunda preocupación por el peligro que corría el ecosistema amazónico y los terrenos habitados en caso de un vertido incontrolado. Repsol YPF, por su parte, no solo hizo caso omiso a estas advertencias, sino que terminó construyendo el tubo con materiales poco seguros. El pasado mes, las peores predicciones se cumplieron: el derrame de crudo ha impregnado tierras y ríos, animales y vegetales estan muriendo como consecuencia directa y se teme la contaminación de acuíferos y terrenos de cultivo.

El lado oscuro de Repsol

Es poco conocido el negro pasado (y presente) de la compañía hispano-argentina pero, siendo una de las más importantes empresas petrolíferas a nivel mundial, era casi seguro que algo oliera a podrido. Repsol mostró su cara más sospechosa cuando adquirió la compañia nacional argentina YPF tras una dudosa privatización por parte del gobierno de Carlos Ménem. Pero no solo el campo político parece estar intoxicado: las poblaciones indígenas cuyos dominios confluían en las plantas de refinamiento y el oleoducto de Crudos Pesados se han visto obligadas a ceder forzosamente parte de sus tierras y en otras extensiones habitadas. Es el caso de la población de Coca, de unos 30.000 habitantes, que sufre continuos cortes en el suministro de agua potable.

Moi Enomenga, representante de la comunidad indígena Wahorani

Moi Enomenga, representante de la comunidad indígena Wahorani

Para la construcción de estas infraestructuras se militarizó la zona, y en la actualidad continúa vigilada. Los manifestantes que participaron en las protestas previas a la edificación fueron duramente reprimidos y en su defensa, Repsol YPF mintió en su anuncio de que los indígenas wahorani estaban a favor del oleoducto. Sin embargo, Moi Enomenga, portavoz de la Nacionalidad Wahorani ha manifestado la repulsa del colectivo al que representa a la actividad de las empresas petrolíferas que operan en el Parque Nacional Yasuni que ” han ocasionado contaminación, deforestación y muerte de animales”. Acusan, además, a la empresa Entrix de favorecer la escisión de la comunidad wahorani para su particular lucro. Recomiendo visitar la web de la Contrajunta de Afectados por Repsol y leer la carta de agradecimiento de Moi Enomenga a los que apoyan la protección del Parque Yasuni. Cabe destacar que en la amazonía ecuatoriana operan o han operado otras compañías como Petrobras y Parenco que han recibido ayuda de BBVA, West LB y City Group.

Deja un comentario

Archivado bajo No callar